Lo que este niño de 14 años encontró lo hizo el niño más rico del mundo


¿Alguna vez has soñado con volverte rico de la noche a la mañana? Así le sucedió a Kalel Langford, un afortunado chico de 14 años quien tiene al mundo sorprendido. A continuación te contaremos su historia. 



En Arkansas, Estados Unidos, existe un parque estatal famoso por tener un cráter de diamantes. 


Las personas pagan 10 dólares por entrar al lugar a buscar la "piedra de la fortuna"



Cuando la familia Langford llegó al lugar, no habían pasado ni 30 minutos cuando el joven Kalel observó desde lejos una roca que le llamó la atención. 

No dudó y se lanzó sobre ella, sin saber que con ese encuentro resolvería el futuro económico de su familia. 


Cuando el padre de Kalel observó lo que su hijo había encontrado, inmediatamente presintió que estaban frente a una roca muy importante. La familia tomó sus cosas y dejó el parque con la intención de analizar la piedra. 


Cuando llegaron con el especialista, él no podía creer lo que estaba viendo. Ese era el descubrimiento más importante en la historia de ese cráter de diamantes, pues la roca de 7,44 quilates, dependiendo de su pureza, puede llegar a tener un precio que ronda entre los 900,000 hasta los 22 millones de dólares. 


Debido a que la política del parque es "quien encuentra el diamante se lo queda", el pequeño Kalel se llevó esa fortuna a su casa, y para sorpresa de todos, lo llamó "Superman", pues es su superhéroe favorito. 


Hasta el momento la familia Langford ha recibido muchas ofertas de personas que quieren comprar su piedra preciosa, pero el padre de Kalel aún no recibe los resultados de un último estudio que determinará la pureza de la piedra y así poder señalar un precio de venta. Los expertos estiman que si se tratara de un diamante 100% puro puede ser vendido hasta en 22 millones de dólares, lo que convertiría al joven Kalel en el niño más rico del mundo.

Recomendados
Recomendados