Retan a Youtuber a ser mordido por esta serpiente bebé. 3 días después…


Vivimos en una época extraña. El internet ha permitido que personas comunes y corrientes sean las nuevas celebridades y algunas son conocidas como youtubers. Suben a Youtube videos que atrapan la atención de millones de personas, por lo que es normal que muchos quieran ser parte del movimiento. Tristemente, para algunos esto puede terminar en tragedia...


Kevin Holder es un joven australiano que llevaba algunos años intentando convertirse en youtuber famoso. Inició su canal con videos dedicados a los videojuegos, pero no cualquiera puede competir con grandes como PewDiePie, por lo que abandonó las consolas y decidió probar algo más peligroso: retos extremos.



Su vida como youtuber había comenzado, y con tan sólo 3 videos su número de subscriptores se incrementó de manera drástica, hasta que llegó al cuarto y último video de su canal. Uno de sus seguidores lo retó a ser mordido por una serpiente bebé. Sin pensarlo Kevin aceptó y fue en busca de una víbora recién nacida.

El pequeño animal simplemente se defendió y le mordió el dedo pulgar. Kevin no dio importancia al dolor, después de todo era lógico que tuviera algunas molestias, pero la realidad era algo mucho peor.


Al día siguiente su mano estaba muy inflamada y comenzaba a abrirse una especie de herida al final del dedo afectado. Fiebre, vómito y mareos fueron algunos de los síntomas, pero por la falta de cuidados estuvo a punto de perder la mano. Al ver que no mejoraba fue a un hospital y ahí le dijeron que era efecto del veneno. Si hubiera sido una serpiente adulta él habría muerto en unos minutos. Sin embargo, su mano sí sufrió una terrible consecuencia: perdió el pulgar completo.

Para su sorpresa la serpiente que atrapó era una Cabeza de Cobre Australiana, una de las más venenosas del mundo. Por ser recién nacida Kevin no murió, pero por poco pierde la mano.


Esto nos lleva a pensar en las consecuencias de aceptar retos en internet para ganar popularidad. No es necesario hacer cosas tontas para llamar la atención. Al final de cuentas, esa fama es pasajera si no hacemos algo realmente interesante. Poner en riesgo nuestra integridad como ser humano no vale la pena si después de 5 minutos alguien más robará la atención. Así que ten cuidado con lo que haces, sobre todo si “la fama” puede costarte la vida.
Recomendados
Recomendados