Mira el truco japonés para aliviar el dolor de espalda, cuello y rodillas en minutos…


¿Has escuchado sobre el dolor miofascial? Se presenta en los músculos, por lo general en espalda, cuello y hombros. Pero ¿qué lo provoca? Todos estamos expuestos a padecerlo, pues cualquier actividad recreativa o laboral puede dañar los músculos. Por ejemplo, la mala postura. ¿Te ha pasado que de la noche a la mañana sientes molestia y no tienes idea del motivo? Es probable que la sobrecarga de tu día esté haciendo de las suyas, pero la solución está en tus manos…



Existen diferentes tratamientos para combatir los dolores musculares, como cambiar la postura, estiramientos, aplicaciones con frío o calor, pero esta vez la técnica será menos complicada que cualquiera de las ya mencionadas, ¡y muy efectiva! 



Una simple pelota de tenis sirve para relajar los músculos y reducir el dolor. ¿Qué parte te duele? Observa cómo usarla: 

1. Cuello. 


Justo donde inicia el cuello están los músculos suboccipitales, los cuales deben relajarse después de cualquier actividad o al llegar del trabajo. De lo contrario sentirás dolor. Lo que debes hacer es acostarte en el suelo, boca arriba, y poner la pelota de tenis bajo el cuello. La clave está en mantenerte en esta posición un minuto, después gira la cabeza al lado izquierdo y haz lo mismo con el lado derecho. ¡Ojo!: la pelota se mantiene en el mismo sitio.

2. Dolor de espalda. 


Según la American Family Physician, 75% de las personas sufre dolor de espalda en algún momento de su vida. Las causas más frecuentes son cargar algo pesado, practicar deporte, o mala postura. Si sientes dolor en la espalda pon debajo 2 pelotas de tenis, entre las costillas y el coxis. Ahora lleva la cadera de un lado a otro. También se moverán las pelotas. Respira profundo y repite el movimiento durante 5 minutos. 

3. Dolor en la cadera. 


El dolor de cadera es muy frecuente, sobre todo en las mujeres. Entre las principales causas están el periodo, usar tacones, mantenerse de pie o sentado por mucho tiempo. Lo puedes aliviar de esta manera: acomódate en el suelo boca abajo, apóyate en los codos, coloca la pelota entre la cadera y el suelo y deja caer tu peso. Ahora lentamente haz círculos, primero hacia un lado y luego hacia el otro.

4. Dolor en el pecho. 


Hay actividades diarias que nos dañan y ni siquiera nos damos cuenta, como estar pegado al celular, hacer la limpieza o pasar horas frente a la computadora. A la larga eso provoca dificultades para respirar y dolor en el pecho. La pelota de tenis también puede serte útil. Sólo tienes que ponerte pie y con ayuda de la pared coloca la pelota abajo de la clavícula. Empuja con fuerza durante un minuto. Después muévete hacia los lados y de arriba hacia abajo. 

5. Rodillas apretadas. 


La rodilla es de las articulaciones que más se mueven. Sus huesos están unidos por ligamentos y tendones que pueden dañarse con facilidad por la fricción constante. Este ejercicio disminuye la presión a la que la exponemos. Con ayuda de un banco o una silla, siéntate y dobla las piernas, coloca el talón en la esquina y acomoda la pelota en la parte posterior de la rodilla. Aprieta 10 veces y descansa 10 minutos. Haz lo mismo con la otra rodilla. 

6. Mala postura. 


Según investigaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), tan sólo en Latinoamérica 8 de cada 10 personas sufren problemas en la columna debido a la mala postura. Ésta no sólo daña los músculos, también provoca dificultades para respirar. Para reducir el daño tienes que acomodarte sobre el suelo como si fueras a hacer abdominales. Acomoda las pelotas en la espalda (puedes meterlas en un calcetín). Levanta la cabeza hacia el techo y sube las caderas. Pon las manos detrás de la cabeza. Hazlo durante 4 minutos. 

7. Dolor en las manos. 


Una de las zonas más complejas del cuerpo son las manos. Ahí tenemos 19 huesos, 17 articulaciones y 19 músculos. Con que falle sólo una de estas partes provocará dolor, hinchazón, hormigueo o debilidad. Para darles un respiro coloca la pelota en una mesa y pon la mano sobre ella. Enseguida pon la otra mano encima y haz fuerza, empujando la pelota hacia abajo. Mueve de manera horizontal y haz lo mismo cambiando las manos de posición. 

8. Dolor en los hombros. 


Las principales causas del dolor en los hombros son alguna deformación, músculos poco ejercitados o débiles. Este ejercicio ayuda a disminuir la molestia. Tienes que acostarte en el suelo y doblar las piernas, acomoda una pelota de tenis detrás de cada hombro y comienza a hacer círculos.

9. Dolor en los pies. 


El dolor o las molestias en el pie pueden tener causas variadas: desde artritis, juanetes, callos, problemas con el sobrepeso hasta músculos de la columna atrofiados. Para aliviarlos pon un pie sobre la pelota y mueve de arriba hacia abajo durante un minuto. Repite con el otro pie. 

10. Dolor en las piernas. 


Los tendones y los huesos que conforman el cuadríceps femoral involucran a cadera y rodillas. Al ser prácticamente la base del cuerpo éstas suelen inflamarse, y es necesario liberarlas de la tensión. Siéntate en el suelo, apoya tu mano y coloca dos pelotas bajo el muslo, mueve de un lado a otro para que lo recorran todo. Hazlo por dos minutos y repite del otro lado. 

Y bien, ¿listo para decir adiós al dolor?

Recomendados
Recomendados