Mira cómo calmar los dolores de un bebé con tan solo un ligero masaje en sus pies…


Una de las frustraciones más grandes de todas las mamás es escuchar a su bebé llorar y no saber qué hacer, en especial si es primeriza. Un bebé llora por infinidad de motivos. Ojalá que se pudiera identificar el problema por el tipo de llanto, pero como no es así, atinar qué le pasa puede ser casi misión imposible. 



Aun con esta complicada situación, la reflexología podal es una forma rápida de solucionar algunos malestares simples de tu bebé. Esta técnica consiste en ligeros masajes en los pies para disminuir -o incluso eliminar por completo- la incomodidad. Sigue leyendo para descubrir las zonas que deberás masajear para controlar malestares específicos.



Expertos en reflexología de todo el mundo han demostrado los beneficios de masajear por 5 minutos, las zonas que conectan los músculos y las terminaciones nerviosas en la planta del pie con los diferentes órganos del cuerpo.


Con ayuda de las siguientes imágenes hechas por Maya Borenstein para el sitio estadounidense Little Things, te vamos a compartir qué zona masajear para evitar los malestares más comunes de tu bebé.

1.- Cabeza y dientes.


Cuando a tu bebé le empiezan a salir los dientes puede llegar a sentir molestias en su boquita, ya que están abriéndose espacio en las encías. Con un masaje en la zona color rosa ayudarás a reducir el malestar en las encías así como el dolor de cabeza por el mismo motivo.

2.- Fosas nasales.


En ocasiones a los bebés se les congestionan las fosas nasales y les cuesta trabajo respirar por las flemas que se acumulan. Para calmar estos malestares relacionados con la nariz, masajea la zona central al final de los dedos. 

3.- Pulmones.


Es muy común que los malestares relacionados con los pulmones se deban a infección o gripe por cambios bruscos de temperatura. En estos casos lo ideal es que consultes a un médico y que, además de sus indicaciones, des masaje a la zona en azul para mejorar considerablemente las molestias.

4.- Plexo solar.


El plexo solar tiene un sinfín de terminaciones nerviosas conectadas con el área del abdomen y la parte trasera del estómago. Cuando notes que tu bebé tiene malestares estomacales, masajea el centro en la planta de sus pies y eso lo ayudará a calmarse.

5.- Abdomen superior y bajo.



Si tu bebé presenta síntomas de estreñimiento, lo primero que debes considerar es ir al médico para tener un diagnóstico correcto. Además dale masaje suave en su pancita y en las zonas de color morado y magenta. Esto también puede funcionar cuando sus evacuaciones no tengan la consistencia adecuada o cuando tenga muchos gases.

6.- Pelvis. 


Las terminaciones nerviosas del talón están conectadas con la zona pélvica. Por esta razón, presionar mientras se masajea suavemente ayudará a calmar dolores en esta área.

Quizás si tu niño está molesto o irritado será difícil darle masaje; por eso te recomendamos hacerlo al dormir, sentado mientras come o en su mecedora. 

Ten en cuenta que los masajes deben ser suaves para no lastimar a tu bebé, y que es muy importante consultar primero al médico, ya que estos consejos son sólo terapia alternativa.

Recomendados
Recomendados