La triste historia detrás de la madre de Trump. Por eso odia a los migrantes


El mundo ha quedado conmocionado tras la llegada al poder de Donald Trump como el presidente de los Estados Unidos, quien durante su campaña ha prometido cerrar las puertas a los migrantes, así como construir el famoso Muro entre México y Estados Unidos. El mandatario ha dejado muy clara su postura ante los inmigrantes latinoamericanos, quienes para él son la causa de que sustancias ilegales lleguen a manos de los jóvenes americanos, responsables de la violencia, así como acusa a quienes vienen del medio oriente como refugiados de guerra de ser cómplices de células terroristas. Sin embargo hay una postura que aún no nos queda clara ¿Qué opina Donald Trump respecto a los migrantes que llegan desde Europa? 



Estados Unidos siempre ha sido considerado un país lleno de diversidad cultural, donde gente de todas las razas y creencias religiosas ha llegado a convivir en un sólo lugar en busca de oportunidades de triunfar y cumplir sus sueños, pero hoy esa imagen se ha borrado completamente con las nuevas políticas del mandatario; Pero al parecer el llamado “Sueño Americano” no se ha visto frustrado para todo el mundo, ya que no se han tomado represalias contra los migrantes provenientes de Europa, de hecho su esposa Melania Trump, nació en un pueblo de Eslovenia, al centro de Europa, pero lo que más sorprendió a todo el mundo es que incluso la madre del magnate es originaria de Escocia.


Al parecer Trump no tiene ningún inconveniente por mostrar su odio ante los latinos y provenientes de medio oriente, sin embargo enaltece a los migrantes europeos, aunque la historia de cómo la madre del actual presidente pisó suelo americano es menos halagadora de lo que cuenta la versión oficial de la Casa Blanca.


Mary Anne MacLeod, nació en el pueblo Tong en un isla al norte de Escocia, su vida fue humilde desde el momento en que llegó al mundo, pues su padre era un humilde pescador y debía mantener a otros 9 hijos, en ese momento la guerra había azotado fuertemente poblados pacíficos como éste y la miseria, el miedo y la falta de comida, obligó a miles de europeos a buscar mejores oportunidades en otros lugares. 


Víctima de la necesidad, el hambre y las ganas de superarse, Mary Anne viajó a los Estados Unidos en 1930, sin embargo su entrada al país fue ilegal, no tenía ningún pasaporte o visa que le permitiera trabajar y quedarse a vivir ahí, por lo tanto consiguió trabajo como empleada doméstica para una familia adinerada. Sin embargo al poco tiempo conoció a Fred Trump y se casaron 6 años después. 


Aunque oficialmente, Trump relata que su madre jamás ingresó al país de manera ilegal, sino por motivos personales y recreativos, es decir que llegó de vacaciones y luego conoció a su futuro esposo. ¿Será que el magnate se avergüenza de que su madre haya ingresado a Estados Unidos de la misma forma que lo hacen los migrantes mexicanos? Muchos investigadores afirman que el odio de Donald Trump hacia los latinos y sobre todo a los mexicanos es originado por lo que hizo su propia madre, algo que le ha marcado de por vida, pues de alguna manera quiere “lavarse las manos” y limpiar la memoria de su madre, es una teoría bastante descabellada, sin embargo ¿No es más descabellada la idea de querer cerrar las puertas a todos quienes no piensen como él? ¿De verdad es tan ilógico que pueda pensar así un hombre que nos ha demostrado que el odio y la intolerancia son su principal motivación? 


Lo que todos sabemos con certeza es que Donald Trump es una amenaza para la tolerancia, el respeto y la diversidad cultural en el país, y presionará a cualquiera que no acepte sus condiciones.

Recomendados
Recomendados