5 trucos que los chicos de hoy usan para llevarte a la cama. El #3 nunca les falla



Aunque la mayoría de los chicos nieguen todo el tiempo que siempre están en búsqueda de nuevas aventuras y llevar a chicas a la cama, por el simple hecho de quedar bien y generar “confianza”, la realidad es que es algo que llevan en su ADN, es su instinto animal el que controla, simplemente no piensan bien las cosas porque aparentemente de dejan llevar por el impulso de su otra cabeza, sin embargo, nuestro deber aquí no será que dejes de hacerlo, simplemente te daremos unos prácticos consejos para que te lleves a esa linda chica a la cama sin que seas descubierto. Ve preparando la cartera para pagar los moteles, galán. 



Con base a una pequeña encuesta hecha a algunos chicos te mostraremos los que son considerados los pretectos perfectos para invitar a esa mujer a pasar un excelente rato pasional. ¡Presta atención! 



1. Una sesión de fotos 


Definitivamente uno de los pasos más complicados es que la chica no se sienta ofendida al momento de hacerle la propuesta, entonces debes tener una estrategia bien fabricada para no recibir un puñetazo directo al rostro. Pero extrañamente muchos chicos aseguran que una sesión de fotos ha sido el pretexto perfecto para poder llegar a su objetivo, aprovechándose de un tremendo gusto que tienen las mujeres por la cámara, y aunque no seas un experto en la fotografía, en ese momento te convertirás en el mejor, y obvio, la sesión tendrá que ser dentro de un motel, donde incluirás un poco de alcohol para que suba la temperatura y la historia termine como tú deseas. 

2. A tomar, para evitar a la policía 


No resulta para nada extraño que los chicos hoy en día utilicen de pretexto la primera cita para ir a tomar unos tragos y que todo fluya libremente, sin embargo, también es bastante común que no quieran ir a lugares muy concurridos y prefieren estar en un lugar a solas, convirtiendo su auto en una especie de mini bar, pero el riesgo de que la policía los descubra es bastante elevado, entonces es el momento de atacar, utilizando como pretexto un motel para poder pasar un tiempo a solas y beber tranquilamente sin que la ley interfiera. Pero ojo, lo que pase dentro de ese cuarto ya depende de ti… 

3. La invitas a tu depa 


Tienes que poner a prueba tu buen humor, si invitas a la chica a tu ¨depa¨ aceptará sin dudarlo, pero debes hacerle saber que en realidad es un motel, pues si ya aceptó ir a tu supuesta casa no existe mucha diferencia si vas directamente a un lugar de estos, es muy probable que tenga una reacción de confusión, pero debes ingeniártelas para que lo tome bien sin que se asuste o que termines ahuyentándola de tu vida para siempre.

4. La “bala fría” 


Este punto no es para todos, pues uno de los primeros personajes virales que aparecieron en la red, “El Ferras”, nos dejó una valiosa lección con su legendaria frase de la “bala fría”, la cual consiste en ser completamente directo, pero ojo, esto es después de que ambos hayan pasado un excelente rato juntos, que la química haya existido y provocando que ella no tenga ganas de llegar a casa todavía, ese será el momento adecuado para que se lo digas sin pensarlo, es mejor ser honestos en lugar de andar enamorando chicas por todos lados y rompiendo corazones, porque esa es una de las principaes razones por las que los chicos tienen fama de ser unos patanes. 

5. Psicología inversa 


Seguramente te preguntarás cómo funciona esto para poder llevar a una chica a darse un “encerrón”. Presta mucha atención, primero que nada debes tener muy claro tu objetivo, que en este caso es llevarla al motel, pero aquí es el punto donde tu capacidad de galán se pondrá a prueba, ya que tendrás que negar todo de las que son tus verdaderas intenciones, buscando que su reacción sea negativa a lo que estás diciendo y que con su orgullo de mujer tenga esa tremenda necesidad de ponerte a prueba. Parece complicado pero la realidad es que no lo es. 

Imagina que están pasando un rato súper agradable en donde ya le hiciste saber que supuestamente no buscas nada de eso, ya tienen unas cuantas copas de más en su cuerpo, aquí es donde entran las preguntas “incómodas” y personales, preguntando por ejemplo si ella alguna vez ha ido a un motel, si ella responde que sí, es momento donde ahora tú llevarás las riendas diciéndole que no le crees nada, y como su orgullo de mujer estará a tope podrás aprovecharte de su necesidad de demostrarte lo contrario. ¡Pero ojo! Las chicas pueden ser más inteligente es en ese tema, es una de sus especialidades. 

Recomendados
Recomendados