17 cosas que toda mujer debe saber antes de los 21. El #7 hará que los hombres te amen


¿Tener 17? Has llegado a la etapa en donde ya puedes hacer más cosas de “grandes”, como manejar, dejaste atrás la pubertad, empieza el camino de la madurez, sin embargo, pasan en un abrir y cerrar de ojos, entras al juego del amor, tus primeros errores, tal vez ya te rompieron el corazón o simplemente no dejas de pensar en el chico de tu clase, pero ¿Por qué nadie te avisó lo que pasaría? Si hubiera un manual para esta edad, seguramente te lo aprendes de memoria… 



El camino de la vida no es fácil, pero para una chica de 17, las cosas se ponen aún peor, aunque queramos hacernos las fuertes e independientes, en el fondo tenemos miedo, pero no aceptamos ayuda. Miedo al amor, los amigos, la escuela, la falta de nuestros padres. ¡Miedo a crecer! 



¡Tranquila! Es un proceso y con la siguiente lista, todo será más fácil, esto es lo que nadie te dice que pasará a los 17: 

1. Todo tiene un por qué. 


Lo sé, duele hasta los huesos, pero créeme todas esas lágrimas valen la pena, ese chico no era para ti, pero así es esto y aún te quedan varios corazones por conocer. 

2. Habla con tus abuelos. 


Estás tan ocupada viendo como tu cuerpo cambia, que no le prestas atención a tus viejos ¡Disfrútalos! conversa y pregúntales lo que quieras, su experiencia vale oro. 

3. Preocúpate por ti. 


Sé que te quieres comer al mundo, pero vamos paso a paso, para ayudar a los demás, tienes que estar bien primero TÚ.

4. Hay cosas que no puedes cambiar. 


Tienes que entender que no tienes una varita mágica para solucionar todo, cuando lo aceptes podrás ser libre. Por ejemplo, esta triste realidad: el hombre qué más ames, siempre terminará rompiendo tu corazón. 

5. Tu opinión no le gustará a todos. 


Es imposible caerle bien a todas las personas, así que seguro habrá varios que odien cada palabra de tu boca. Pero ¡Ojo! mientras seas educada al decirlo, no tienes porque callarte. 

6. Lucha por lo que quieres. 


Estás en una edad emocional, pero no olvides lo que vales, si quieres algo, lucha por ello y no dejes que nadie te diga que no puedes. 

7. Eres delicada, pero nadie te puede romper. 


Es normal que a veces sientas que nada tiene sentido, te sientes una aguja en un pajar, pero no por eso tienen derecho hacerte menos. 

8. Grita lo que sientes. 


Te vas a topar con muchas personas que hagan todo por pararte, pero NO te dejes, la vida es sólo una y eres libre de expresarte. 

9. Habrá cosas que te incomoden. 


Créeme esto no es sólo de los 17, durante todo el camino, pasarás por momentos incómodos, pero recuerda no son para siempre. 

10. Adorna tu rostro. 


Ahora te sientes más libre de maquillarte, utilizar todos esos productos que resaltan tus facciones, pero es muy importante que no olvides sonreír, porque será tu mejor accesorio. 

11. La moda no siempre te irá bien. 


¡Huye! No te conviertas en víctima de lo que dicen los anuncios de ropa, no porque sea el último modelo, lo tienes que comprar,  puede que ni siquiera resalte tus atributos. 

12. La perfección no existe. 


Por más chicas perfectas que veas en las revistas, tienes que entender que se trata de publicidad, las retocan de pies a cabeza, así que deja de atormentarte porque tus medidas no son perfectas. 

13. ¡La vida puede ser muy tonta! 


Ríete de lo que te pasa, no pierdas el tiempo llorando, sé divertida, haz cosas fuera lo común, ser “Normal” es aburrido. 

14. Ser diferente, no está mal. 


Cada cabeza es un mundo, así que ¿Por qué seguir a una manada? Si puedes ser el líder. 

15. Esas cosas raras, son tu esencia. 


NUNCA dejes de hacer algo, sólo porque a los demás les parece fuera de lugar, todos esos arranques son el ingrediente que te distingue. 

16. Valora a los demás. 


Aprenderás que no todas las personas van como libro abierto, diciendo lo que sienten, así que cuando la persona te cuente un poco de su vida. ¡Respeta! 

17. Te conformas con migajas de amor. 


Bienvenida a la edad de la imaginación, vas a empezar a ver todo como en las comedias románticas y cuentos de princesas. Así que terminarás conformándote con el primer patán que te robe un beso. ¡Cuidado!

Recomendados
Recomendados