16 increíbles trucos que puedes hacer con tu microondas. Tu vida será más fácil y divertida….


¿Qué haríamos hoy sin el microondas? Seguramente moriríamos de hambre o algo parecido, porque hoy en día no puede faltar en ningún hogar este aparato tan útil; las noches de películas ya no serían iguales, pues no existe ningún otro aparato que pueda hacer palomitas en tan sólo 3 minutos…

Ha sido, sin duda, un invento muy importante que ha servido por generaciones, sin embargo, sólo lo utilizamos para recalentar comidas, hacer palomitas (obvio con extra mantequilla) y para descongelar alimentos, pero en realidad existen otros miles de usos que no puedes perderte ¡Es increíble que hayamos esperado tanto para descubrirlo!


Checa estos grandiosos trucos que puedes practicar en casa para hacer tu vida más sencilla ¡Serás el hijo favorito si le enseñas esto a tu mamá!



1. Pelar tomates


Si quieres preparar una salsa especial donde la piel del tomate debe quedar descartada, entonces asegúrate de hacer esto primero: coloca durante un minuto en el microondas los tomates que necesitas para tu receta, notarás que la fruta se ha puesto más blanda y la piel del tomate se desprenderá fácilmente ¡Es casi mágico! Ya no tendrás que tardarte más de la cuenta para preparar tu comida preferida.

2. Deshidratar hierbas


Seguimos con las deliciosas recetas de cocina, sobre todo si te encanta hacer de tus platillos algo súper especial. Con tu microondas puedes deshidratar las hierbas de tu preferencia, en lugar de comprarlas en el mercado. Para lograrlo solamente necesitas un trozo de papel de cocina húmedo donde puedas envolver la hierba fresca, puede ser menta, yerbabuena o albahaca, cualquiera que necesites. Déjala en el micro por 2 o 3 minutos y verás que ha quedado lista para que la agregues a tu platillo favorito. ¡Serás el mejor chef!

3. Adiós miel cristalizada


Como bien saben, la miel tiene la asombrosa propiedad de no echarse a perder nunca, pero a veces se pone un poco dura, es decir, se cristaliza dentro del frasco y es imposible utilizarla… Pero no te desesperes, porque no todo está perdido, sólo necesitas colocar la miel en el microondas y calentarla cada 15 segundos hasta que obtengas nuevamente  una consistencia viscosa. Jamás volverás a tirar la miel.

4. Aprovecha tus cítricos al máximo


Un truco súper útil para aprovechar al máximo el jugo del limón, la naranja o la toronja, es utilizando el microondas ¿Cómo? Pues es muy sencillo: Corta a la mitad el cítrico de tu preferencia, déjalo en el microondas por 20 segundos, y verás que soltará hasta la última gota de jugo. No desperdiciarás nada.

5. Desinfecta tus trapos de cocina


En los trapos de cocina se acumulan cientos  de bacterias, sobre todo cuando  éstos se dejan húmedos por mucho tiempo y más aun  cuando no se lavan con jabón y cloro… pero tampoco es necesario que los tires a la basura, pues existe una manera de desinfectarlos que es muy efectiva: ¡Adivinaste! con la ayuda del microondas podrás hacerlo, primero debes ajustar el aparato a la máxima potencia, humedece con agua y jabón tus trapos y déjalos adentro por un par de minutos. Una vez que los saques (con mucho cuidado porque estarán súper calientes) termina de lavarlos con agua, jabón y cloro. Las altas temperaturas habrán matado todas las bacterias.

6. Pan recién salido


Es un fastidio cuando el pan de barra o el bolillo se endurecen, muchas veces esto ocurre porque olvidamos cerrar bien la bolsa, y la verdad es que no sabe nada bien cuando parece piedra… ¡Ugh! Pero no todo está perdido, porque con este sencillo truco podrás tener pan fresco de nuevo. Toma unas rebanadas y envuélvelas en un trapo ligeramente húmedo, ponlas en el microondas durante 5 o 10 segundos y ¡Listo! quedará delicioso nuevamente.

7. Aceite gourmet


Si lo tuyo es la cocina y quieres sorprender a tu pareja preparando algo delicioso y especial, intenta darle un toque nuevo al aceite de oliva agregando algunas especias. Solamente necesitas colocar en un frasco una taza de aceite, puedes agregar ajo, chile o cualquier hierba aromática de tu preferencia para darle ese aroma y sabor digno de un chef. Deja tu mezcla durante 40 segundos en el microondas y ¡a disfrutar! 

8. Cappuccino en casa


Ya no tienes que gastar una fortuna en un delicioso café estilo cappuccino, porque puedes hacer el tuyo súper espumoso en casa, y todo gracias a la ayuda del microondas. ¡Quién lo hubiera dicho! Para conseguir esa espuma cremosa debes hacer lo siguiente: coloca la leche en un recipiente, asegúrate que sea sólo la mitad, tapa el frasco y agítalo hasta que la leche quede súper espumosa. Introduce el frasco sin tapadera en el microondas y calienta durante 30 segundos. Ahora agrega esa deliciosa espuma a tu café. ¡Buen provecho!

9. Compresas calientes


Para esos días estresantes y difíciles siempre se necesita una toallita caliente que alivie el dolor de espalda, los terribles cólicos o simplemente para relajar el cuello ¡En fin! Si quieres obtener todos estos beneficios, debes humedecer una toalla pequeña y enrollarla, para después ponerla a calentar en el micro durante un minuto. No la dejes más, porque podrías quemarte. ¡Ouch!

10. Papas fritas caseras


¿Quieres una botana ligera, deliciosa y sin gastar un peso? Pues tu micro puede ayudarte con eso; por más increíble que parezca, puedes hacer tus propias papas fritas bajas en grasa en el microondas. ¡Olvídate de las quemaduras al freír tu bocadillo favorito! Primero debes pelar una papa y cortarla en rebanadas delgadas (puedes hacerlo con todo y cáscara para que queden extra crujientes); colócalas en un recipiente resistente, rocía un poco de aceite de oliva, sal, especias y lo que gustes para condimentarlas. Ahora mételas en el micro por 10 minutos aproximadamente y estarán listas para disfrutarse.

11. Limpia tu micro en segundos


Para que no tengas que tallar el interior de tu micro, basta con este sencillo tip de limpieza: rocía con un poco de vinagre todo tu aparato por dentro, préndelo por 5 minutos en intensidad baja y una vez que se apague, pasa un trapo limpio. Todo el cochambre se despegará por completo. ¡De nada!

12. Pica cebollas sin lágrimas


Este truco ni tu abuelita lo sabe, pero nosotros te vamos a mostrar la manera de picar cebolla sin arruinar tu maquillaje. La cebolla nos hace llorar porque al cortarla, se liberan en el aire ciertas sustancias que al entrar en contacto con los ojos, producen esa terrible sensación de picazón y ardor. Esta reacción química puede ser frenada con el calor del microondas. Primero debes cortar los dos extremos de la cebolla para después introducirla al horno de microondas durante 30 segundos, checa que esté en la máxima potencia. Ahora sí, podrás ayudar a tu mamá a cortar la cebolla, ¡terminarás en minutos y con cero lágrimas!

13. Despídete de la sal húmeda


Es una molestia cuando el frasco de sal queda mal cerrado y la humedad arruina por completo este producto tan útil. Si por más que agitas no logras sacar ni un granito de sal, no te preocupes, aún puedes solucionar tu problema, simplemente coloca la sal en un frasco para microondas sin tapadera. Ahora activa el aparato por 20 segundos y verás que al sacarla, estará tan fresca y ligera como el día que la compraste. Ya no tendrás que gastar doble. 

14. Retira la cáscara del ajo


Unos segundos en el microondas son suficientes para hacer tu vida más fácil, pues sabemos lo mucho que detestas pelar el ajo y que tus manos queden súper olorosas. Para evitarte esta terrible tarea, solamente coloca los ajos enteros en tu microondas y ponlo en marcha durante 15 segundos. Una vez que saques el ajo, la cáscara se caerá prácticamente sola. Ahora sí, ¡a preparar deliciosos platillos!

15. Postre en dos minutos


Seguramente no lo sabías, pero existe una receta para un postre súper especial que podrás hacer en tan sólo 3 minutos, así que puedes consentir a esa personita especial sin hacer un desastre en la cocina. Se trata de un delicioso “brownie” o pastelillo de chocolate, pero en una taza. Vas a necesitar 4 cucharadas de harina para pastel, 1 chorrito de esencia de vainilla, 4 cucharadas de azúcar, 2 cucharadas de cocoa, 1 huevo, 3 cucharadas de leche, 3 cucharadas de aceite de cocina y ¼ de taza de chispas de chocolate. ¿Ya tienes todo? Pues mezcla los ingredientes en una taza grande hasta que tengas una pasta uniforme y deja en el microondas por 3 minutos en la potencia máxima. Verás cómo tu delicioso postre se infla y luego se vuelve a bajar. Espera unos minutos a que enfríe y ¡a disfrutar!


16. Renueva tu rímel


Es una molestia cuando el rímel se seca y deja tus pestañas con grumos por todos lados… con ese “look” vas a llamar la atención de una manera que no te va a gustar. Pero tranquila, porque para dejarlo como nuevo sólo necesitas poner tu rímel dentro de una taza con agua y meter al microondas por 30 segundos. Revisa que tu rímel NO tenga un empaque o pieza de metal, porque no debes poner nada de este material en el microondas. Cuando tengas de nuevo el producto en tus manos, notarás que habrá quedado perfecto. ¡Lucirás como una reina!

Recomendados
Recomendados